La leche de fórmula para bebé contiene más azúcar que un refresco

0
308

Existen algunas leches de fórmula para bebé que contienen el doble de azúcar por ración que un vaso de refresco gaseoso.

Quizá lo más sorprendente es que existen muy pocas regulaciones para controlar el contenido de azúcar.

Y todavía hay menos para garantizar que el consumidor esté bien informado.

Es un hecho que a todos nos gusta el azúcar, pero en exceso nos puede provocar obesidad, diabetes tipo 2 y enfermedades dentales y eso no exenta a los pequeños de la casa.

Nuestra preferencia por los alimentos azucarados proviene de nuestros ancestros primitivos, que buscaban alimentos dulces para obtener energía.

Debemos recordar que no hay nada mejor que la leche materna para tu bebé.

Aunque es dulce y rica en energía, el azúcar que contienen es principalmente lactosa y sus nutrientes son adecuados para las necesidades de un bebé en crecimiento.

Por otro lado, la leche de fórmula tiene un preparado estandarizado y contiene azúcares añadidos, como el jarabe de maíz.

¿Cuáles son las consecuencias?

El consumo de estas fórmulas es malo para tu bebé debido a que el alto consumo de azúcar añadido contribuye a:

  • La aparición de caries dentales.
  • Mala alimentación.
  • Provocar obesidad en el infante.

En una investigación realizada por la cadena BBC, se analizó el contenido de azúcar de 212 productos lácteos de fórmula infantil disponibles en el mercado.

Dichos productos se venden en los supermercados de 11 países.

Se recopilaron datos sobre el contenido de azúcar de las etiquetas de nutrición de cada uno de dichos productos y se comparó con la leche materna y las pautas de contenido de azúcar.

Así mismo se observa con claridad las etiquetas y las estrategias de marketing utilizadas en cada empaque.

Los hallazgos revelaron que más de la mitad de esos productos contenían más de 5 gramos de azúcar por cada 100 ml.

Los altos contenidos de azúcar de dichas fórmulas pueden causar diversos problemas en los infantes.

En muchos casos el contenido de azúcar era superior a 7,5 gramos por 100 ml.

Dichas cifras superan los niveles recomendados para los lactantes.

Se descubrió que un producto de leche en polvo para bebés menores de 6 meses vendido en Francia contenía 8,2 gramos de azúcar por 100 ml (casi 2 cucharaditas).

Otra fórmula de leche lista para bebés menores de 12 meses vendida en el Reino Unido contenía 8,1 gramos de azúcar por 100 ml.

Todo esto en un momento en que las bebidas azucaradas están en la mira de las autoridades sanitarias y se estudian impuestos para reducir su contenido de azúcar.

Dicha investigación reveló que el contenido de estos productos de fórmula para bebé contenían casi el doble de azúcar que bebidas conocidas como la Fanta de naranja.

Información nutricional en las etiquetas:

Verificar la información nutricional en los productos de fórmula puede ser una tarea difícil ya que el tamaño de la letra es muy pequeño y los datos proporcionados varían entre países.

Las leyes contemplan normas para estos productos, sin embargo son eludidas por los fabricantes ya que no se controla en la práctica y existen lagunas.

Las leches artificiales no contienen los anticuerpos presentes en la leche materna.

La industria ha financiado investigaciones en la salud infantil y regala a los médicos productos de fórmula infantil.

De esta manera su venta no se ve afectada por las leyes y por el contrario la venta aumenta.

El Código Internacional de Comercialización de Sustitutos de la Leche Materna de la OMS estipula que los productos de fórmula infantil no deben promoverse en lugar de la lactancia materna.

Por ejemplo en Reino Unido existen directrices que establecen que las etiquetas en estos productos no deben tener imágenes de bebés o cosas que idealicen su consumo.

Sin embargo muchas de las fórmulas tenían etiquetas que incluían imágenes de bebés o lindos juguetes para atraer a los padres a comprar.

Hay muchas evidencias de uso de estrategias de comercialización dañinas que han sido usadas por los fabricantes.

Recomendaciones:

No hay duda de que los hallazgos de dicha investigación son alarmantes debido al impacto negativo por el azúcar en los bebés.

Siempre que sea posible se recomienda a los padres o cuidadores optar por la leche materna como primera opción.

En caso de que sea necesario el uso de fórmula para alimentar a su bebé, verifique la información nutricional del producto, especialmente los niveles de azúcar.


La alimentación de un bebé durante los primeros meses de vida es sumamente importante.

Debemos como padres asegurarnos de que ellos tengan la mejor alimentación posible.

Nunca debemos olvidar que no hay nada mejor para un bebé que la leche materna debido a sus múltiples propiedades nutrio

Artículo anterior¿Qué es el Ayuno Intermitente?
Artículo siguienteEfectos del sobrepeso sobre nuestros huesos
Soy una costarricense residente en México, por lo general soy una persona bastante sociable, me gusta trabajar en equipo y llevarme bien con mis compañeros eso hace más ameno el ambiente de trabajo y que pueda ambientarme y adaptarme a diferentes situaciones, uno de mis objetivos es siempre ser lo más eficiente posible en lo que hago, me gusta el orden y honestidad en las cosas y por lo general eso hace que sea buena en resolución de conflictos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here