Tenosinovitis De Quervain

0
652

La Tenosinovitis De Quervain es una afección dolorosa que afecta los tendones de la muñeca del dedo pulgar.

En caso de que la tengas, es probable que sientas dolor al girar tu muñeca, agarrar cualquier cosa o cuando cierras el puño.

Al día de hoy no se conoce la causa exacta de esta afección.

Cualquier actividad que dependa de movimientos repetitivos de la mano o la muñeca puede empeorarla.

Los tendones son estructuras muy parecidas a cuerdas que unen los músculos a los huesos.

Cuando agarramos, sujetamos, apretamos o retorcemos algo con las manos, los dos tendones de la muñeca y la parte inferior del pulgar se deslizan fluidamente a través del pequeño túnel que conecta a la base del pulgar.

Repetir este movimiento día a día puede irritar la vaina que recubre los dos tendones, provocando engrosamiento e hinchazón restringiendo nuestro movimiento.

La sobrecarga crónica de la muñeca comúnmente se asocia con la tenosinovitis De Quervain

Síntomas:

Entre los síntomas más comunes de la Tenosinovitis De Quervain podemos mencionar:

  • Dolor cerca de la base del pulgar.
  • Inflamación cerca de la base del pulgar.
  • Dificultad al mover el pulgar y la muñeca o hacer algo que implique asir o pellizcar.
  • Tener una sensación de “agujas o alfileres” o de que el pulgar “se traba” al moverlo.

Si dejamos la afección sin tratar mucho tiempo, el dolor puede extenderse aun más del pulgar y llegar al antebrazo.

Los movimientos de pellizcar, asir y otros movimientos con el pulgar y la muñeca van a generar y agravar más el dolor.

Factores de riesgo:

Los factores de riesgo más comunes para la Tenosinovitis De Quervain son:

  • Edad: personas entre 30 y 50 años, tienen mayor riesgo de padecer tenosinovitis.
  • Sexo:esta es una afección más frecuente en las mujeres.
  • Estar embarazada: la tenosinovitis puede estar asociada con el embarazo.
  • Cuidando de un bebé: levantar a un bebé reiteradamente implica usar los pulgares como apalancamiento y también puede estar asociado a esta afección.
  • Empleos o pasatiempos que conlleven a movimientos repetitivos de la mano o la muñeca.

Diagnóstico:

Para diagnosticar la Tenosinovitis De Quervain, el médico debe examinar tu mano para determinar si sientes dolor al aplicarte presión en la muñeca al lado del pulgar.

El médico te va a realizar una prueba llamada Finkelstein, en la que debes flexionar el pulgar sobre la palma de la mano y luego envuelves el pulgar con los dedos.

Luego debes flexionar la muñeca hacia el meñique y si esto te causa dolor en la muñeca al lado del pulgar es muy posible que tengas tenosinovitis.

Las pruebas de diagnóstico por imágenes, como las radiografías, no suelen ser necesarias para diagnosticar la tenosinovitis de De Quervain.

Los expertos nos indican que es importante obtener un diagnóstico temprano.

Solo así podremos evitar que esa inflamación dañe aún más los tendones y sus revestimientos.

De esta manera, podemos prevenir que suframos problemas más graves.

Dado que puede llegar a ser muy incapacitante, debemos aprender a identificar los síntomas de la tenosinovitis lo antes posible para obtener un diagnóstico precoz y un tratamiento adecuado.

Tratamiento:

El tratamiento para la Tenosinovitis De Quervain esta enfocado en reducir la inflamación, conservar el movimiento del pulgar y prevenir la reaparición de la afección.

Al iniciar el tratamiento los síntomas deberían aliviarse en cuestión de cuatro a seis semanas.

Si la afección comienza durante el embarazo, es posible que los síntomas dejen de presentarse hacia el final del embarazo o la lactancia.

Para reducir el dolor e hinchazón, es posible que el médico le recomiende analgésicos como el ibuprofeno y naproxeno.

También puede recomendar la aplicación de corticoesteroides inyectables en la vaina tendinosa para reducir la hinchazón.

Si el tratamiento se inicia durante los primeros seis meses de los síntomas, la mayoría de personas se recupera por completo después de haber recibido la inyección de corticoesteroides.

Terapia:

El tratamiento para esta afección puede comprender lo siguiente:

  • Inmovilizar el pulgar y la muñeca, se deben mantener derechos con una férula o un dispositivo de inmovilización para sostener los tendones.
  • Evitar la mayor cantidad de movimientos repetitivos del pulgar como sea posible.
  • Se debe evitar pinchar con el pulgar cuando se mueve la muñeca de un lado a otro.
  • Aplicar hielo en la zona afectada.

Es importante que puedas ver a un fisioterapeuta o a un terapeuta ocupacional.

Los terapeutas pueden evaluar la forma en que usas las muñecas y sugerirte como hacer ajustes para aliviar la tension en ellas.

Así mismo pueden enseñarte ejercicios para las muñecas, las manos y los brazos para fortalecer los músculos, reducir el dolor y limitar la irritación del tendón.


La principal molestia de la Tenosinovitis es la presencia de dolor con los movimientos de la muñeca y el pulgar.

Como dijimos anteriormente, es importante el diagnostico y tratamiento temprano para evitar agravar el padecimiento.

Por lo que si sientes alguna molestia de este tipo, lo mejor es que acudas a tu médico para que el pueda evaluarte y darte un tratamiento adecuado en caso de ser necesario.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here